Los mejores animés para los fans de los autos
25/08/2017 Informaciones varias

Los mejores animés para los fans de los autos

Animé y automóviles ¿acaso hay una mejor combinación en este mundo?

Para muchos es un mundo negado, para otros es la esencia misma de la infancia. Las series de animación japonesa (o simplemente animé) expresan en sus múltiples formas la idiosincrasia y fanatismo no sólo de quienes viven en el país asiático, sino también de muchas personas alrededor del globo.

Y claro que el automovilismo es una de esas pasiones que abarcan todos los continentes, por eso es esperable que tengamos notorias series animadas al respecto. Para los que superen los 40 años seguramente su primer animé haya sido Meteoro, pero los más jóvenes tuvieron su cuota de animación con series como Initial D, una de las más famosas en esta temática.

Porque no todo es Dragon Ball o Los Caballeros del Zodiaco, te presentamos un conteo con los mejores animés dedicadas al mundo automotriz, gracias a los amigos de Donut, con algunas obviedades en la lista pero muchísimas sorpresas. :

 

10) Goddam (1990)

Una serie sobre el mundo de las carreras de rally, donde un joven y talentoso piloto lucha por mantener su auto sobre la pista. Hay clásicos de la categoría con muchas marcas japoneses pero también pueden verse ejemplares de Peugeot y Lancia. Saltos y mucha acción.

9) Ex-Driver (2000-2002)

Ambientada en un futuro donde la Inteligencia Artificial es la encargada de manejar los autos, un grupo de pilotos se encarga de detener a los vehículos autónomos que se rebelan usando clásicos de la vieja escuela. Prepárate para ver desde un Lotus 7, un Datsun o un Impreza de costado en las calles del futuro, toda una declaración de principios frente a la conducción autónoma.

8) Arrow Emblem: Hawk of the Grand Prix (1977-1978)

Un muchacho que aspiraba a correr en la F1 se retira de las carreras después de sufrir un fuerte accidente, hasta que un piloto de fama mundial lo convence de manejar un prototipo impresionante. Una época de gloria con ese toque nipón tan característico.

7) Horoshiku Mechadock (1984-1985)

Un ingeniero mecánico japonés con una gran pasión por las carreras utiliza sus conocimientos técnicos para construir vehículos ganadores. Preparate para ver lo mejor del automovilismo japonés clásico con una buena cuota de realismo auditivo, ya que los sonidos de los motores que se escuchan en la serie fueron grabados de los vehículos auténticos en los que se basa.

6) Redline (2009)

El más raro, más llamativo, pero también muy interesante. Este animé de ciencia ficción plantea un mundo donde los autos de carrera se comportan como naves espaciales terrestres, con un protagonista que hace todo lo posible para ganar. Una calidad de animación increíble, acción todo el tiempo y gran impacto visual, como si mezclaras el universo de Mad Max con Mario Kart.

5) F (1988)

La historia gira en torno a un piloto adolescente y su trayectoria en el mundo del automovilismo persiguiendo su sueño de correr en la Fórmula 1, con todos los condimentos necesarios de un buen animé, mezclando las historias personales con la acción de las carreras. F recibió el prestigioso premio Shogakukan Manga en 1991, así que se merece una oportunidad para prestarle atención.

4) Wangan Midnight (2007-2008)

La historia tiene sus raíces en las carreras ilegales (reales) que se realizan en Tokio, específicamente por la Via Express Metropolitana (Wangan), la recta asfaltada más larga de la isla. También ganó el Shogakukan Manga en 1999, y tuvo sendas adaptaciones a la TV, cine y videojuegos. Exponentes del JDM y resto del mundo yendo a máxima velocidad entre camiones (atención a los clásicos de Nissan como el GTR34 o el Datsun Z contra un viejo Porsche 911). Buenas animaciones y fieles reproducciones de los autos con asistencia del 3D.

3) Capeta (2005-2006)

Porque no todo son carreras ilegales y automovilismo al máximo nivel. Este gran animé pone el foco en un niño de 9 años prodigio en el karting, desde sus más absolutos comienzos hasta su adolescencia, con un excelente dominio de las escenas de acción en carrera y en la transmisión de las emociones, esfuerzo, progreso y dedicación del protagonista. De esos dibujos que quieres que vean tus hijos.

2) Meteoro (1967-1968)

El clásico de clásicos. Uno de los primeros animés en llegar masivamente a occidente junto a otros representantes como Astroboy, Mazinger Z o Heidi. Significó para muchos la primera introducción al automovilismo, con personajes emblemáticos y carreras repletas de acción, con ese toque de fantasía necesario para despertar la imaginación. El Mach 5 es sinónimo de súper auto, con su volante repleto de botones que lo convertián en casi cualquier cosa. Si eres muy joven y nunca viste un capítulo, te estás perdiendo parte de la historia.

1) Initial D (2005)

Por lejos, el más importante. Initial D contiene uno de los mejores guiones y goza la mayor repercusión de los seleccionados en esta lista, con el joven Takumi Fujiwara como protagonista al mando de su Toyota Corolla AE86 de los ochenta. Tan famoso se hizo este manga/animé/película que el AE86 se consolidó como una leyenda del drift, ocasionando una altísima demanda de ese clásico y haciendo que Toyota decida lanzar una versión moderna del mismo. Sí, un comic le puede cambiar los planes industriales a un gigante que piensa a largo plazo.

Las mejores series de animé por Donut Media

¿Qué opinas? Cuéntanos