Lanzamientos

BMW M8 Competition 2020, el más poderoso

Por culpa del coronavirus, nos perdimos conocer en vivo al más poderoso de los BMW.

BMW M8 Competition 2020, el más poderoso

Nos quedamos con la invitación en la mano. Pero BMW aun así hace oficial el lanzamiento del M8, específicamente en su variante más potente, el M8 Competition.

Como ya hemos señalado otras veces, el nombre M8, para los fanáticos de BMW, es sinónimo no tan solo de alto performance, sino que también de experimentación y desarrollo. Originalmente, el M8 fue un proyecto cancelado por BMW y pensado para ir tras Ferrari. Solo se fabricó un prototipo, el cual quedó guardado en completo secreto. Solo en la última década, BMW admitió la existencia de este modelo e incluso, lo hizo salir de su guarida para confirmar su existencia (¡y menos mal que no lo destruyeron!).

El M8, en esta pasada, es oficialmente una realidad. Debutó a nivel global a mediados del año pasado y hasta entonces, solo se había lanzado la Serie 8 "estándar".

Como hemos comentado en otras oportunidades, el M8 está emparentado mecánicamente con el M5. En esta variante Competition, el V8 4.4 Biturbo, alcanza los 625 caballos de potencia y 750 Nm de torque, asociado a una transmisión M Steptronic de ocho velocidades, así como un sistema de tracción total xDrive también heredado del M5, el cual trabaja con el diferencial activo M. Tal como el M5 al que ya nos referíamos, puedes optar por modos 4WD y 4WD Sport, así como un modo 2WD, pensado para los más puristas y experimentados. Y obvio, también podrás configurar la sensibilidad del acelerador, la respuesta de la caja, la dirección o la suspensión y guardar estos parámetros personalizados.

Por otro lado, este modelo cuenta con tecnología de chasis específica que se ha diseñado y ajustado considerando los requerimientos puntuales del uso de la pista. Además, permite un nivel de personalización muy elevado, dado que permite calibrarlo para modificar los parámetros de suspensión adaptativa, la dirección con desmultiplicación variable, el grupo moto propulsor y los frenos, permitiendo que el auto memorice estos cambios como programas de conducción para acceder desde el volante o consola. Con todo, podrás disfrutar de un vertiginoso 0-100 en apenas 3,2 segundos y de una velocidad final de 250 km/h. Sabemos que da más, si pides el paquete M Driver, que desbloquea la velocidad hasta los 305 km/h.

Aunque el M8 es un auto de alto performance, no escatima en seguridad. Puedes obviar los seis airbags, pero el M8 también trae cámaras en 360 grados, control crucero inteligente, diversas asistencias (cambio y mantenimiento de carril, trafico cruzado, detección de peatones, etc.), head-up display y hasta cámara de visión nocturna. Tampoco lo hace en confort y tecnología, incluyendo dos grandes pantallas de 12,3 y 10,25 pulgadas, tanto para el cuadro de instrumentos como para el sistema iDrive 7, y un poderoso sistema Bowers & Wilkins Diamond de 1400 watts, aparte claro de las butacas, el volante y hasta los cinturones, preparados por M.

Jorge Beher recomienda

¿Qué opinas? Cuéntanos